Mancino Vermouth

En sus inicios, su fundador Giancarlo Mancino, como buen barman, viajó por diversos lugares del mundo en busca de buenos vermuts con los que elaborar sus cócteles. No sientiendose satisfecho con los que había, trabajó mano a mano con La Canellese para dar vida a una singular creación. El vino que utiliza en sus vermuts es el trebbiano, como así lo hacen muchos de los vermuts italianos, y sus extractos se crean con alcohol de remolacha durante un periodo de treinta días, para más tarde embotellarse en acero inoxidable reposando seis meses.

Más productos de esta categoría